Fuerte respaldo a la posición argentina en la cuestión Malvinas en G77+China

La nación 13 de noviembre de 2020 Por Editorial
En una declaración en la 44º Reunión Anual de Ministros de Relaciones Exteriores se reafirmó la necesidad de que se reanuden negociaciones con el Reino Unido para encontrar, lo antes posible, una solución pacífica a la disputa de soberanía.
5fa3d4c5d819d_1004x564

El Grupo de los 77+China dio un fuerte respaldo a la posición de la Argentina en la cuestión de las Islas Malvinas, al insistir en la necesidad de reanudar las negociaciones con el Reino Unido, y reiteró su reconocimiento al derecho argentino a "emprender acciones legales" contra "actividades de exploración y explotación de hidrocarburos no autorizadas" en esa zona.

En una declaración en la 44º Reunión Anual de Ministros de Relaciones Exteriores del Grupo, realizada en forma virtual, se reafirmó la necesidad de que la Argentina y el Reino Unido reanuden negociaciones para encontrar, lo antes posible, una solución pacífica a la disputa de soberanía, informó la cancillería argentina en un comunicado.


El secretario de Malvinas, Antártida y Atlántico Sur, Daniel Filmus, calificó como "de una enorme importancia que al firme respaldo del G-77+China en el reclamo por Malvinas se haya sumado una alusión específica a las actividades unilaterales de exploración y explotación de recursos naturales renovables y no renovables en espacios marítimos argentinos ilegalmente ocupados".

En declaraciones a Télam, Filmus agregó que estas actividades, sumadas "a la continuada presencia militar británica en el Atlántico Sur, violan resoluciones de Naciones Unidas y han suscitado expresiones de preocupación y rechazo de la comunidad internacional".

Los ministros de Relaciones Exteriores del Grupo se pronunciaron en su declaración por la búsqueda de una solución pacífica a la disputa de soberanía sobre las Islas Malvinas, Georgias del Sur y Sándwich del Sur y los espacios marítimos circundantes, "de acuerdo con los principios y objetivos de la Carta de las Naciones Unidas y las resoluciones pertinentes adoptadas por la Asamblea General".

Asimismo, los ministros agradecieron la "buena predisposición y voluntad" de la Argentina para realizar las negociaciones relacionadas con este objetivo, señaló el comunicado de la Cancillería.

En esa línea, reafirmaron además el principio de integridad territorial consagrado en la Resolución 1514 (XV) de la Asamblea General, y destacaron el derecho de los Estados Miembros del Grupo a la "soberanía permanente sobre sus recursos naturales", se informó oficialmente.

Los ministros resaltaron también la necesidad de que ambas partes se abstengan de tomar decisiones que impliquen introducir modificaciones unilaterales en la situación mientras las islas atraviesan el proceso recomendado por la Asamblea, de conformidad con la resolución 31/49 de la Asamblea General.

La declaración reviste especial importancia, ya que este año es el 55 aniversario de la adopción de la resolución 2065 de la Asamblea General de la ONU, la primera en la que el organismo internacional se refiere específicamente a la cuestión Malvinas, y también el bicentenario de la toma de posesión y el primer izamiento de la bandera argentina en las Islas Malvinas, expresó la información.

Durante el encuentro, el secretario de Relaciones Exteriores, Pablo Tettamanti, agradeció el "apoyo continuado" del Grupo de los 77 + China y puntualizó que la recuperación del ejercicio pleno de soberanía sobre las Islas Malvinas, Georgias del Sur y Sándwich del Sur y los espacios marítimos circundantes constituye "un mandato permanente e irrenunciable" de la Argentina.

En tanto, en la sección que la declaración dedica a la pandemia, se destaca el perjucio mundial en el comercio y en la sostenibilidad de la deuda, entre otras cuestiones, ante lo cual Tettamanti afirmó que "el impacto potencial de la actual segunda ola de Covid-19 o un endurecimiento de las condiciones financieras podría ser devastador y conducir a una ola de incumplimientos soberanos que afectaría no solo a los países en desarrollo, sino que tendría un impacto amplificado".

"Un sistema de reestructuración de la deuda soberana es un bien público mundial" pero "el mundo carece de ella en este momento", por lo que el representante argentino insistió en la necesidad de "un cambio sistémico en el orden de prioridades, impulsado por un compromiso pleno con el multilateralismo y la búsqueda de un sistema económico internacional más justo y equitativo".

El G77+China es una organización intergubernamental que agrupa a la mayoría de países en desarrollo del hemisferio sur, 134 naciones frente a 193 miembros de la ONU, y constituye actualmente el mayor grupo negociador de países dentro de la organización internacional y uno de los principales ejemplos de cooperación entre el sur global.

fuente: telam